Desigualdad y distribución del ingreso. El rol del Estado

Reportaje de Luis C. Garibotti, Radio Belgrano, AM 950, 8-7-2007

 

REPRODUCCION DE LA ENTREVISTA

  • Fecha: 08 de Julio de 2007
  • Emisora: Radio Belgrano
  • Programa: Naturalmente
  • Conductor: Luís C. Garibotti
  • Duración: 8 minutos

 

Luís C. Garibotti – CEPED, Centro de Estudios sobre Población, Empleo y Desarrollo de la Universidad de Buenos Aires.

Gracias por atendernos licenciado, buenas noches.

Javier Lindenboim –  ¿Qué tal? Buenas noches, mucho gusto.

Luís C. Garibotti – Igualmente, ¿cómo le va, bien?

Javier Lindenboim – Bien, gracias.

Luís C. Garibotti – Usted sabe que se ha venido planteando a lo largo de la tarde…

Javier Lindenboim – Si.

Luís C. Garibotti – En virtud de las cuestiones económicas, la falta de combustible, el índice de precios al consumidor, el reclamo de los trabajadores porque aumenten sus salarios, hay salarios que están por debajo de la posibilidad de comprar la canasta básica de alimentos. Entonces, charlé hace un ratito con un abogado laboralista.

Javier Lindenboim – Esa parte la escuché.

Luís C. Garibotti – Ah, ¿la escuchó? Bueno, entonces me sirve mucho porque el tema es: ¿vamos hacia un modelo con más justicia social? ¿cómo estamos? Porque pareciera que la Ley de Contrato de Trabajo que es una ley básica para las reversiones laborales en la Argentina, me contaba, lo escuchó al Doctor que charló con nosotros, se le modificaron artículos y le quitaron artículos durante el gobierno militar que no fueron repuestos durante la democracia. Entonces hay un poder económico como que conspira contra la posibilidad del crecimiento del sector del trabajo propiamente. ¿Qué mirada tiene usted?

Javier Lindenboim – Bueno, primero desde el punto de vista mucho más allá de nuestras propias fronteras, digamos que esto es una característica propia de una manera de organizarnos social y económicamente en casi la totalidad del globo terrestre.

Luís C. Garibotti – Claro.

Javier Lindenboim – Y creo que en ese contexto, en el contexto del capitalismo casi por definición, casi como punto de partida estamos hablando de una estructura de disparidad, inequidad que en algunos casos, como en los países de América Latina se exacerba particularmente. En este sentido, la historia de las últimas décadas en Argentina desafortunadamente no parecen marcar un sendero halagador sino más vale lo contrario. Yo si no escuche más en la conversación que usted tuvo antes, estaban aludiendo a un deterioro de la participación de los trabajadores en el ingreso nacional, cosa que efectivamente es lo que las cifras disponibles muestran. Y desde ese punto de vista básico, si bien yo no soy de los que creen que solamente la cuestión material importa al ser humano pero ciertamente sin ella no podemos progresar.

Luís C. Garibotti – Es la propia iglesia la que dice del papel social del salario.

Javier Lindenboim – Por ejemplo.

Luís C. Garibotti – De la propiedad.

Javier Lindenboim – Así es y de la humanización del capital y otras cuestiones que si uno lo mira desapasionadamente o con una pasión que cree ser un poco más objetiva, encuentra que estas afirmaciones en correlato con la realidad concreta, no aparece claramente.

Luís C. Garibotti – Sabe que yo recuerdo una expresión de John Fitzgerald Kennedy cuando era presidente de los Estados Unidos que hablaba, estamos hablando de los años…

Javier Lindenboim – 60.

Luís C. Garibotti – 60 y pico, donde él hablaba de la necesidad de redistribuir la riqueza, que el papel que dejó al estado en la redistribución de la riqueza.

Javier Lindenboim – Y, si.

Luís C. Garibotti – Que no podía ser sospechado.

Javier Lindenboim – Naturalmente. Si, es una permanente discusión respecto de si habiendose – internacionalmente hablando-  frustrado una opción distinta de capitalismo, tenemos que volver a discutir al interior del capitalismo si es irremediable que el poder económico – como se definía – sea quien marque las pautas o la sociedad a través de la intervención estatal, establece mecanismos. Yo creo que eso es parte de lo que está atrás de una serie de acciones en nuestro país, en Argentina por ejemplo en medio del incendio del año 2002 se lanzó un enorme plan de protección mínima para amplios sectores que se llamó, que se llama el Plan de Jefas y Jefes desocupados. Pero creo yo que esta es la instancia en donde aparece el rol del estado una vez que las desigualdades están instaladas y probablemente sea bastante útil volver a discutir el rol del estado en el estado primigenio.

Luís C. Garibotti – Bien, bien.

Javier Lindenboim – Usted fíjese.

Luís C. Garibotti – No correr a apagar incendios.

Javier Lindenboim – No, claro, cuando el incendio está hay que ir a apagarlo, no vamos a negarnos a ser bomberos cuando hace falta, pienso yo, pero fíjese que acaba de ser anunciada la convocatoria del Consejo del Salario para la semana próxima, un consejo que tiene como cometido discutir un piso salarial, discutir las cuestiones vinculadas con los niveles de empleo y las cuestiones vinculadas con la productividad del trabajo. Todas estas cosas no son sueltas, no por casualidad integran los cometidos de ese organismo pero desde su recreación en los 90 que estuvo congelado hasta hace dos o tres años atrás, o incluso en las épocas originarias que fue en los años 60 durante el gobierno del Doctor Illia que se creó el primer consejo del salario, estas cuestiones ligadas a quién se queda con el aumento de la productividad del trabajo, estamos en deuda con ellas.

Luís C. Garibotti – Bien, bien.

Javier Lindenboim – Y en ese sentido el estado debiera tener un rol más activo.

Luís C. Garibotti – Bien, bien.

Javier Lindenboim – Usted y los oyentes se deben acordar que en los años 90 se dijo en el medio del plan de convertibilidad, que no iban a homologarse acuerdos salariales que no estuvieron sostenidos en mejoras de la productividad. La productividad aumentó…

Luís C. Garibotti – ¿Y ahora?

Javier Lindenboim – Los salarios no aumentaron.

Luís C. Garibotti – ¿Y ahora?

Javier Lindenboim – Bueno, y ahora es lo mismo.

Luís C. Garibotti – Bien. No, digo ahora aumentó la productividad, ¿qué hacemos?

avier Lindenboim – Justamente, ahora aumentó la productividad pero sin embargo los empresarios empiezan a expresar su preocupación porque según donde se ponga la banderita para empezar a tomar las medidas, hay circunstancias ciertamente en los últimos dos o tres años, hubo una leve mejora en la participación relativa de los trabajadores.

Luís C. Garibotti – Pero queda bastante por recuperar.

Javier Lindenboim – No sólo que queda bastante como aspiración, sino que queda muchísimo por todo lo que se perdió.

Luís C. Garibotti – Bien.

Javier Lindenboim – En una, dos o tres o varias décadas mirando para atrás y todo esto fue ganancia para el capital y no para el trabajo.

Luís C. Garibotti – Doctor, le agradezco que me haya atendido. Tengo que ir a las noticias.

Créame que ha sido un gusto charlar de este tema, de poder instalar comunidad tranquilidad este tema que es una buena cuestión para el debate.

Javier Lindenboim – Yo creo que si y será un gusto en otra ocasión retomarlo.

Luís C. Garibotti – Muchas gracias.

Javier Lindenboim – Adiós.

Luís C. Garibotti – Que siga muy bien.

El Licenciado Javier Lindenboim, economista, director del Centro de Estudios sobre Población, Empleo y Desarrollo de la Universidad de Buenos Aires.

 

Share

Notas de JL

Economista; abuelo de tres hermosuras: Luli, Tini y Tomi; en fútbol sigo a San Lorenzo de Almagro. Sufriente admirador de Buenos Aires.